Los Cuatro Elementos

Orquídea Blanca

El mundo natural, tal y cómo lo conocemos, está compuesto por cuatro elementos:
  • Tierra: El más denso, físico y tangible. Es fría, fuerte y estable. Asociado a la percepción, detallismo y un espíritu práctico.  
  • Agua: Intangible e incontrolable. Es fría e inestable. Asociado a la sabiduría, la sanación y la energía. 
  • Aire: Móvil, fresco y ligero. Es Caliente e igual de inestable que el agua. Asociado a la vida, el flujo y al movimiento.
  • Fuego: Caliente, estable y a la vez móvil. Asociado a la energía, la fuerza de espíritu y la acción.

En Orquídea Blanca, la raza de las Brujas proviene directamente de la madre Naturaleza y, como tal, está dividida por cuatro facciones. Pero esta división no implica que los grupos no se relacionen entre sí. De hecho, en esta novela, las brujas deben estar emparejadas en diadas. Tierra y Agua se complementan al igual que Aire y Fuego.  
Esa complementación suele pertenecer a dos hermanas. Poème, protagonista de esta historia, e Iria, son Agua y Tierra respectivamente. Se necesitan mutuamente para salir airosas de cualquier problema al que se tengan que enfrentar. Pero ambas son elementos de la misma rama, ambas forman parte del YING. Por eso, cuando los problemas las superan, deben buscar a una diada que las complemente a ellas. En este caso las hermanas Lawson, Lucille y Leanna, que son Aire y Fuego, serán su YANG.

La existencia de un quinto elemento, aquel que los conecta y engloba todos, tan solo será necesario en casos extremos en los que mantener el Equilibro entre el mundo natural y el sobrenatural esté al borde de una situación límite. Por ello, en Orquídea Blanca, el Quinto Elemento tan solo será presente a través de una bruja que Herede los poderes asociados a esta fuerza.


6 comentarios:

  1. <3
    Ains, me encantan estas cosas!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Detallitos que espero os hagan Orquídea Blanca algo más palpable... :) Gracia por apoyarme, siempre.

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Gracias. No es muy extensa y sobre todo intenta enlazar los hechos en los que me basé en la novela, pero intenté alterarlos lo más mínimos.

      Gracias por tu comentario ^^

      Eliminar
  3. * . *

    Me ha encantado esta entrada, ya sabes que estas cosas me chiflan.
    Con ese quinto elemento me imagino que te refieres al Akasha >_< aish, sí es que soy muy friki con estas cosas, nada más ver la imagen de la entrada corrí directa a leer.

    Jo, cada día tengo más ganas de leer la novela, jo, eres mala... ;)

    ¡Abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Akasha, Aether... Da igual cómo lo llamemos porque al final siempre va a describirse "más o menos" de la misma manera. El quinto elemento es aquel que aúna todos y les da coherencia, al menos aquí, en Orquídea Blanca.

      Sé que os va a gustar, Ana. Lo sé porque confío ciegamente en esta historia y aunque no sé exactamente lo que esperáis sí sé lo que yo esperaría y lo que tengo preparado es.... ¡¡PROMETO QUE OS VA A SORPRENDER!!

      Eliminar